En un escenario de mayor incertidumbre por la coyuntura económica y por la situación geopolítica internacional, Sogarpo inyectó a la economía gallega una cifra comparable a la de los ejercicios completos de 2021 y de 2019, es decir, a la del año posterior y previo al estallido de la pandemia, y situó la cartera en vigor en niveles de récord histórico. En los diez primeros meses de 2022, la inversión inducida por los avales de Sogarpo pasó de 30,3 millones a 44,4 millones, con un incremento del 46,4%.

Medio: Economía en Galicia