MADRID No hay problema más frecuente ni más temido por las pymes que enfrentarse a la búsqueda de financiación. En ocasiones recurrir a las entidades bancarias para solucionar sus problemas de crédito se puede convertir en una odisea, donde además, no siempre las condiciones de préstamo son las mejores.

Es sobre todo a este pequeño y mediano empresario al que van destinadas las ayudas de las Sociedades de Garantía Recíproca (SGR) hasta un total de 20, distribuidas por todo el territorio español y que operan de forma regional, encontrando acomodo nacional en la CESGAR. Quizás estos nombres suenen desconocidos a algunos pero surgieron hace más de 30 años para resolver los problemas financieros de las pymes en calidad de avalista frente a las entidades financieras.

Ésta es la premisa clave de las SGR: avalar, que desde su condición de entidad sin ánimo de lucro y supervisada por el Banco de España posibilita el crédito a pymes en mejores condiciones y tipos de interés que el que obtendrían en circunstancias normales.

Una solución abierta a pequeños y medianos empresarios, autónomos o microempresas, destinada a facilitar el acceso el crédito bancario ofreciendo mejores condiciones de plazo, precio y cantidad. Una forma rentable y SGR, mejorando su solvencia, entre los que se encuentran también las Administraciones Públicas, bancos y Cámaras de Comercio.

Un trabajo que a veces pasa desapercibido y por el cual se inauguró el pasado martes la I Jornada informativa sobre las Sociedades de Garantía como alternativa de financiación para pymes, autónomos y emprendedores organizada de manera conjunta por CESGAR, CEOE y CEPYME.

Un acto inaugurado por Juan Rosell, presidente de la CEOE, que recordó que «el 90% de las empresas españolas son pymes y las que además sufren más problemas de financiación».

En la misma línea se expresó Antonio Garamendi, presidente de CEPYME que resaltó que las SGR «ofrecen una importante garantía y disminuyen los riesgos de las pymes».

El cierre llegó de mano de José Rolando Álvarez, presidente de CESGAR, que apostó por «acercar recursos a la economía real», remarcando que «las SGR pueden ser parte de la solución de los problemas crediticios de España».

EMPRESAS

Las Sociedades de Garantía Recíproca ofrecen en España avales, negociación de nuevas líneas de crédito y asesoramiento financiero a más de 118.000 pequeñas y medianas empresas.