La falta de financiación es una losa para los autónomos y las pequeñas y medianas empresas españolas. Las dificultades para acceder a préstamos y crédito son los grandes obstáculos a los que se tienen que enfrentar el empresariado español. De nuevo, esta problemática se revela en el II Informe sobre ‘Financiación de la pymes en España’, referido al primer trimestre de 2016, que elabora la Confederación Española de Sociedades de Garantía (SGR-Cesgar).

Según los datos del documento, el 15% de las pymes que busca financiación en España para circulante o para proyectos de inversión o expansión –unas 150.000- creará puestos de trabajo si llega a obtenerla, más de 450.000 euros durante los próximos tres años. A esta cantidad, habría que sumar otros 404.000 empleos que se mantendrán en este periodo gracias también a la financiación, en total 854.000 puestos de trabajo.

La completa radiografía de SGR-Cesgar evidencia las necesidades de financiación. Una de cada tres firmas españolas –en concreto, el 29,6%-, en términos absolutos un millón de compañías, ha requerido crédito. En el anterior informe, el porcentaje se situó por debajo, en el 21,3%. Con respecto al destino de la financiación, la mayoría de las pymes requiere de crédito para circulante (78,3%). Seguido de inversión en equipo productivo (19,5%), inmuebles (5%). Aunque con cifras más pequeñas, aflora con fuerza la petición de crédito para la internacionalización (2,9%).

La necesidad de financiación para salir al exterior muestra que las empresas exportadoras e innovadoras precisan financiación por encima de la media (45,1% y 38,3% respectivamente frente al 29,7% del total de pymes).

De nuevo, la principal barrera para que las empresas accedan a financiación es la falta de garantías y avales, afecta al 21,1%. A pesar de los impedimentos, en los últimos seis meses han mejorado las expectativas empresariales y ha aumentado el número total de negocios que logra préstamos.

El informe de SGR-Cesgar refleja que un 83,9% de las pymes que solicita crédito lo consigue, un 10% más. Datos esperanzadores, aunque todavía hay un 16,1% que no ha accedido. También se aprecia una mejora en las condiciones de financiación bancaria, con mayor adecuación en importes y plazos a las necesidades empresariales. El 92% de las compañías que obtuvieron una respuesta le han concedido el cien por cien de la cantidad solicitada. Mientras que el porcentaje de las mismas que ha requerido garantías o avales ha caído del 54 al 51,5%.

El presidente de la Confederación Española de Sociedades de Garantía (Cesgar), José Rolando Álvarez