Fuente: http://www.elconfidencial.com

El Instituto de Crédito Oficial (ICO) y las Sociedades de Garantía Recíproca (SGR) han desarrollado una línea de financiación para pymes, autónomos y emprendedores de hasta 2 millones de euros por solicitante y sólo para aquellos proyectos que cuenten con el aval de una SGR.

Así, a través de la línea de financiación Garantía ICO-SGR se pueden financiar activos fijos productivos nuevos o de segunda mano, vehículos turismo cuyo importe no supere los 30.000 euros, la adquisición de empresas, la creación de empresas en el extranjero y hasta el 50 % para gastos de circulante vinculados a la inversión.

Madrid, 27 abr (EFECOM).- El Instituto de Crédito Oficial (ICO) y las Sociedades de Garantía Recíproca (SGR) han desarrollado una línea de financiación para pymes, autónomos y emprendedores de hasta 2 millones de euros por solicitante y sólo para aquellos proyectos que cuenten con el aval de una SGR.

Así, a través de la línea de financiación Garantía ICO-SGR se pueden financiar activos fijos productivos nuevos o de segunda mano, vehículos turismo cuyo importe no supere los 30.000 euros, la adquisición de empresas, la creación de empresas en el extranjero y hasta el 50 % para gastos de circulante vinculados a la inversión.

En cuanto a la liquidez, la financiación será de hasta el 100 % para gastos de circulante -inventarios, mano de obra y gastos generales-, según ha explicado el presidente de Cesgar, la patronal de las SGR, José Rolando, en una jornada en la sede del ICO.

El sistema financiero europeo tiene «problemas serios» y hay que arreglarlos, según Rolando, ya que los bancos no dan crédito a este tipo de empresas porque el rating de su cartera crediticia se ve afectado, y de ello depende de manera directa el requerimiento de capital dictaminado por el BCE.

Por ello, ha enfatizado, Europa va a salir de la crisis cuando las pymes vuelvan a invertir, por lo que hay que facilitarles el acceso a financiación, ya que así «consiguen inversión y por lo tanto generan empleo».

«El sistema de garantías nacional se ha desarrollado al calor de las cajas de ahorro y su desaparición nos ha llevado a que nuestros suscriptores no nos conozcan», ha añadido.

Por ello ha querido recalcar que las SGR aportan cierta ventaja en la mejora de los plazos de devolución en préstamos y créditos dado que el periodo de amortización es superior a los 8 años.

Además, ha señalado que el sistema nacional de garantías cuenta con una solvencia del 14 %, ya que cuando uno de los avalados no devuelve el dinero al banco, éstas pagan en líquido al primer requerimiento.

Las sociedades de garantía inyectaron a pymes 975 millones en 2015, un 8 % más, y, según ha concluido Rolando, podrían conceder 2.000 millones de euros más a sin «tocar los balances». EFECOM

Fuente: http://www.elconfidencial.com