La banca cooperativa Cajamar y Aval Castilla-La Mancha ofrecen financiación a las pequeñas y medianas empresas y autónomos de Castilla-La Mancha para satisfacer las necesidades financieras derivadas de la emergencia sanitaria y económica provocada por la crisis de la Covid-19. A través de esta línea, Cajamar ofrece a las pymes y autónomos castellanomanchegos condiciones especiales para obtener liquidez y poder así hacer frente a sus necesidades de pago de salarios, facturas, circulante y obligaciones tributarias y financieras. Las operaciones pueden ser de un importe de hasta 5 millones de euros, a un plazo de 5 años y con un año de carencia.

Fuente: El Día Digital