Las Sociedades de Garantía Recíproca, SGR, son entidades financieras sin ánimo de lucro, controladas y supervisadas por el Banco de España, que tienen como función avalar a las pymes y autónomos ante bancos, cajas y otras entidades públicas y privadas. Debido a las dificultades para obtener financiación bancaria que sufren los proyectos emprendedores, una de las principales líneas estratégicas de la actividad de Avalunión SGR es precisamente ofrecer financiación a este tipo de proyectos. La incertidumbre vinculada a un nuevo proyecto provoca unas mayores exigencias de garantías y coste a la hora de solicitar financiación, por lo que el papel que juega la SGR es fundamental. Desde su constitución en 1982 Avalunión SGR ha dirigido una parte muy significativa de sus préstamos a proyectos emprendedores, avalando casi 1.200 millones de euros y acumulando más de 5.000 pymes asociadas. Además, desde el año 2013 han apoyado más de 50 proyectos por un importe de 6,7 millones de euros y una inversión asociada de 11,7 millones de euros, lo que supone una actividad de más del 20 % en este tipo de proyectos.

Desde el 2013 han apoyado más de 50 proyectos emprendedores, por un importe de 6,7 millones de euros.

Las Sociedades de Garantía Recíproca, SGR, son entidades financieras sin ánimo de lucro, controladas y supervisadas por el Banco de España, que tienen como función avalar a las pymes y autónomos ante bancos, cajas y otras entidades públicas y privadas. Debido a las dificultades para obtener financiación bancaria que sufren los proyectos emprendedores, una de las principales líneas estratégicas de la actividad de Avalunión SGR es precisamente ofrecer financiación a este tipo de proyectos. La incertidumbre vinculada a un nuevo proyecto provoca unas mayores exigencias de garantías y coste a la hora de solicitar financiación, por lo que el papel que juega la SGR es fundamental. Desde su constitución en 1982 Avalunión SGR ha dirigido una parte muy significativa de sus préstamos a proyectos emprendedores, avalando casi 1.200 millones de euros y acumulando más de 5.000 pymes asociadas. Además, desde el año 2013 han apoyado más de 50 proyectos por un importe de 6,7 millones de euros y una inversión asociada de 11,7 millones de euros, lo que supone una actividad de más del 20 % en este tipo de proyectos. Unas cifras alcanzadas gracias a un equipo profesional y experimentado que analiza y asesora en contacto directo con el empresario.